Y mientras tanto… Osaka

Os pido disculpas, voy con un poco de retraso, pero desde que hemos llegado a Tokyo el tiempo libre ha desaparecido.

Osaka ha sido nuestro hogar durante cuatro días y tres noches, la primera ciudad que hemos conocido en Japón y a la que volveremos para coger el avión de regreso a Estambul. Es la tercera mayor ciudad de Japón, con uno de los puertos y centros industriales más importantes del país. Lo más significativo turísticamente es el Castillo de Osaka, el acuario y el museo de la ciudad.

La parte que más a fondo hemos conocido es el barrio de Umeda, zona comercial y financiera situada al norte de Osaka dónde se encuentra situada la estación de tren, para nuestros planes que la estación estuviera cerca era fundamental. Un barrio que entremezcla los grandes edificios de oficinas, hoteles y centros comerciales, con casas bajas y pequeños restaurantes. Pasear por la noches por estas calles ha sido tremendamente agradable, mucha gente joven a un ritmo tranquilo que invitaba a perderte y alargar la hora de vuelta al hotel. Si visitáis Japón os invadirá una tremenda sensación de seguridad, puedes ir a tu aire, no tener que pensar por qué calles pasar, no tener que ir atento a la gente que pasa por la calle, y esto provoca que te sientas muy agusto.

Otra zona muy recomendable para visitas nocturnas es Namba. Calles repletas de Pachinkos con sus llamativos carteles luminosos, centros comerciales, ejecutivos que apuran la vuelta a casa entre bares, grupos de japonesas que no atienden a las formas ni al buen gusto (buen gusto el mío, claro). Aquí aprovechamos para cenar Sushi en el típico restaurante en el que te sientas en la barra y los platos pasan por delante de ti en una cinta giratoria, divertido y el sushi muy bueno. Bea anda algo triste porque a ella le gusta más el makisushi, y aquí brilla por su ausencia, es todo sushi, puro y duro.

Y poco más os puedo contar de Osaka. Nosotros lo hemos utilizado como base de operaciones. Tiene un buen aeropuerto como es el de Kansai, que está en una isla artificial, pero eso da para otra entrada. Y en tren se puede viajar en el día a Hiroshima, Miyajima, Nara, Nagoya, Kobe… Un beso y muy pronto os cuento sobre Tokyo, que hay mucho mucho de lo que hablar. Buenas noches!

El resto de fotos en Flickr pulsando aquí